Publicidad

7 razones por las que amamos a Eric

Te demostramos por qué es uno de los príncipes más sensibles de Disney.

El príncipe Eric es el más hipster de todos los príncipes Disney. Además de ser bueno y noble como todos los demás, tiene un costado sensible que nos demuestra que siempre está en la búsqueda de buena energía. Aquí están las pruebas:

1) Es un marino

Como príncipe podría simplemente quedarse en su cómodo castillo, rodeado de comida y los grandes placeres de la vida. Pero no. Él disfruta como nadie de salir a navegar y del viento que le pega en la cara.

2) Ama a los perros

Su amor por Max es tan grande que cuando su barco se está por hundir arriesga su vida para salvarlo. Además, verlos jugar juntos es demasiado tierno, son grandes amigos.

3) Es humilde

Tiene un bajo perfil y no anda por la vida mostrando las riquezas de su familia. De hecho, se viste de forma muy sencilla y no se sintió muy cómodo al saber que existía una estatua con su rostro.

4) Es compasivo

Siempre está cuidando de los demás sin pedir nada a cambio. Cuando encuentra a Ariel en la playa, a pesar de que ella no puede hablar de sí misma, él la ayuda porque entiende que debe haber pasado por un mal momento.

5) No juzga

Él es una persona que no está criticando a los demás ni las juzga por su manera de comportarse, y eso es mucho decir para un hombre que vio a Ariel cepillarse el pelo con un tenedor… Tiene una mente abierta y siempre está listo para nuevas experiencias.

6) Es un romántico

Él no está preocupado por encontrar el amor porque sabe que cuando la chica de sus sueños aparezca, sabrá que es la correcta y le dará todo el amor del mundo para que juntos sean muy felices.

7) Siempre toca la flauta

Cada vez que necesita despejar su mente, busca un lugar tranquilo para tocar la flauta y relajarse con su sonido. Es un flautista, ¿entienden? Flau-tis-ta.

Nada más que agregar.

Y tú, ¿por qué lo amas?